Volver
Arriba

La Camioneta de Sam

Simplemente no creo que un gran estilo de vida llamativo sea apropiado. ¿Por qué conduzco una camioneta? ¿En qué se supone que voy a transportar a mis perros por ahí, en un Rolls Royce?
Sam Walton
  Pulse y presione para acercar
 
 
 
 
  Pulse y presione para acercar
 
 
 
 
  Pulse y presione para acercar
 
 
 
 
  Pulse y presione para acercar
 
 
 
 
  Pulse y presione para acercar
 
 
 
 
  Pulse y presione para acercar
 
 
 
 
  Pulse y presione para acercar
 
 
 
 
  Pulse y presione para acercar
 
 
 
 
  Pulse y presione para acercar
 
 
 
 
   

El lado del conductor de la fiel Ford F150 de Sam. Si se mira de cerca, se verá cómo sobresale la culata de una de sus escopetas.

Una abolladura por el uso en el parachoques delantero.


La caza de codornices fue una de las razones por las que Sam y Helen se establecieron en Bentonville. Aquí, una de las escopetas de Sam y su bolsa de caza con monograma, descansan en el asiento.

Vista desde el asiento del conductor de la camioneta de Sam. Si amplía la imagen, notará las ventanas manuales y la transmisión de "cuatro cambios al piso".

Para el humano promedio, esto parece un volante. Para los perros de Sam, parecía un sabroso juguete de mascar.

Los perros de caza de Sam no siempre viajaban en la cabina. Para viajes más largos, los llevaba en jaulas traseras, lejos del volante.

Aunque esto parece una simple manija de puerta, miles de asociados vienen de todo el mundo para tocarla suavemente y recibir "el regalo de la frugalidad".

El frente de la camioneta de Sam. Debajo del logotipo de Ford, otra clásica abolladura.

La camioneta de Sam era la F150 Custom, pero no permita que el nombre le engañe. Un testamento a su frugalidad, el nombre Custom era el nivel de entrada de la F150.

La Camioneta de Sam

En 1979, Sam compró una Ford F150 Custom Model con una transmisión manual de cuatro velocidades y tracción en las cuatro ruedas. Después de más que unas cuantas abolladuras y raspaduras por el uso, llegó a simbolizar la humilde naturaleza de Sam y la humildad que él esperaba de sus ejecutivos y asociados.

Cuando iba a cazar, llevaba a sus perros en la parte trasera. Al visitar las tiendas, cabalgaban en la cabina con él. Normalmente Ol' Roy entraba a la tienda con Sam, pero a veces se quedaba. Cuando se quedaba en el camión, Ol' Roy pasaba el tiempo con su juguete de mascar favorito, el volante. Si se mira de cerca, se pueden ver las marcas de masticación de Ol' Roy. También se verán la escopeta y la bolsa de caza. Sam siempre estaba listo para una cacería.

Sam y Helen hacen una pausa durante una cacería, para una foto. Ambos en botas altas impermeables, Helen a menudo acompañaba a Sam a los campos.

 
 
 
 

La leyenda dice que tocar suavemente el mango de la camioneta favorita de Sam le confiere el don de la frugalidad. Aquí vemos a Stephen Quinn, ex vicepresidente ejecutivo y director de marketing de Walmart EE.UU., demostrando su compromiso con la frugalidad y ayudando a la gente a ahorrar dinero para que puedan vivir mejor.

 
 
 
 

Sam amaba a sus perros y ellos lo amaban a él. Aquí, uno descansa sobre el hombro de Sam.


 
 
 
 

Sam y tres de sus perros, listos para salir a cazar.



 
 
 
 

Sam no está alimentando a Ol' Roy aquí, pero está dando de comer a este perro de una lata de comida para perros de la marca Ol' Roy.


 
 
 
 
   

Siempre muy frugal, Sam prefería conducir por la ciudad en su camioneta, en lugar de en otros vehículos, como acostumbran la mayoría de los presidentes de las grandes corporaciones. A los visitantes al museo de Walmart se les anima a tocar la manija de la puerta de la camioneta de Sam; la leyenda urbana dice que tocar la manija impartirá el regalo de la frugalidad.

Betty, la réplica del museo de la camioneta, permanece frente al 5&10 cuando no se utiliza para desfiles, eventos de la comunidad o de la empresa, o aperturas de tiendas. Betty recibió el nombre de Betty Holmes, la mujer que condujo la camioneta original de Sam a la galería para su exhibición permanente.

 

  Pulse y presione para acercar
  Pulse y presione para acercar
  Pulse y presione para acercar
  Pulse y presione para acercar
  Pulse y presione para acercar
  Pulse y presione para acercar
   

Un modelo Hot Wheels® de la camioneta de Sam.


Anzuelos, proyectiles calibre 20, y cartuchos de escopeta grabados con #7½ se contaban entre las herramientas de caza y pesca de Sam.

Las botas de caza de Sam estaban desgarradas y gastadas, pero mantenían sus pies calientes y secos. Mientras hicieran el trabajo, no había razón para reemplazarlas.

Cuando Sam sacaba las llaves de su bolsillo para encender su camioneta, se le recordaba que el primer paso para el éxito es "Ir por él".

Las gafas de sol estilo aviador de Sam y el manual del propietario de su camioneta. En 1979, el manual del propietario era un poco más simple y cubría una variedad de camionetas Ford.

Uno de los chalecos de caza bastante usados de Sam.


A Sam simplemente le encantaba conducir un camión, eso es todo. Durante la temporada de caza, podía volver a casa, recoger a sus perros, e irse. Eso le encantaba.
Helen Walton